Seleccionar página
Contraseñas seguras

Contraseñas seguras

Aprende a crear contraseñas seguras

Las contraseñas que utilizas en la red son la medida de seguridad de la que dispones, es tu barricada contra el mundo exterior. Y a pesar de ello, una de las principales brechas de seguridad en la red son las contraseñas. Casi todos los sitios web nos exigen registrarnos, así que terminamos con cientos de cuentas y contraseñas. La única forma de protegerte es aprender a crear contraseñas seguras y fáciles de recordar.

Las personas somos un poco perezosas, así que por comodidad y para poder recordarlas tomamos ciertos atajos. El primero es que usamos claves sencillas como 123456, tu fecha de nacimiento o el nombre de tu mascota (que aparece en todas tus redes sociales). Otro truco es usar la misma clave para todo. Ambas prácticas te dejan completamente vulnerable a ataques que comprometen tu privacidad y la seguridad de cuentas de banco, correos y redes sociales.

No esperes a sufrir de algún cyber-crimen y requerir la asesoría de un abogado en delitos informáticos en Málaga, es mejor ser prevenidos y cuidar tu privacidad con la creación de contraseñas seguras que sean capaces de blindar tus datos contra ataques maliciosos. Prueba seguir estos consejos:

Evita usar sólo números. Mucho menos elijas tu número de teléfono, fecha de nacimiento, números seguidos o algún número de identificación. Son las primeras claves que se prueban.

Las contraseñas deben tener números, letras mayúsculas, minúsculas y un símbolo. Esto las hace más seguras y de hecho, muchos sitios web exigen esta estructura.

– Para facilitar recordarlas, un truco muy sencillo es usar un verso de tu canción favorita (o cualquier frase) y usar sólo las primeras letras, combinarlas con un número y un símbolo. Terminarás con una serie aleatoria de letras que combinadas con números y símbolos, la harán indescifrable.

– Si no quieres usar una contraseña distinta en cada sitio (y arriesgarte a olvidarlas todas) puedes usar la misma frase pero utiliza el nombre de la aplicación al principio o al final.

Por ejemplo, puedo usar La Macarena como mi canción y tener algo como: Datamqtepdaycb135$, si uso esta contraseña en Facebook, entonces quedaría FBDatamqtepdaycb135$, en Instagram quedaría IGDatamqtepdaycb135$ y así sucesivamente. Puedes usar la combinación de mayúsculas, minúsculas, letras y números que mejor te parezca. Al tener más de 20 caracteres, te aseguramos que será casi imposible de adivinar y podrás recordarla con facilidad.

Te damos estos consejos por que más vale prevenir que curar. Eso si, si tienes que contar con ayuda experta y cobertura legal, no dudes en contar con nosotros como Abogado en delitos informáticos en Málaga.